Blog de idealista Inmobiliarias, tomad nota: los tres malos hábitos del sector que deberías evitar

Blog de idealista Inmobiliarias, tomad nota: los tres malos hábitos del sector que deberías evitar

Las agencias están jugando un papel fundamental en el momento que vive el sector inmobiliario. Con un mercado al alza, la actividad de los agentes se está acelerando y con ella, la aparición de algunas malas prácticas entre los profesionales.

Según explica un estudio de la red Alfa Inmobiliaria, hay tres malos hábitos que se están extendiendo y perjudican al sector y a los derechos de los consumidores, y que conviene conocer para no cometerlos:

1. Anunciar inmuebles sin la autorización expresa del propietario

Uno de los mandamientos del sector es que el propietario debe firmar un documento denominado comúnmente ‘encargo de venta’ por el que autoriza a la agencia varias cosas, entre ellas anunciar su vivienda en unas determinadas condiciones y precio. Este paso es obligatorio en algunas autonomías, precisamente por la previsión de la normativa autonómica en defensa de los derechos de los consumidores y usuarios.

Ahora bien, esto no significa que se entregue esta gestión en exclusiva, pero sí es un documento en el que debe quedar reflejado el precio total de salida, los honorarios para la agencia, los plazos de encargo, las condiciones de transmisión del inmueble, la documentación entregada por el vendedor y el tipo de servicio que va a prestar la agencia.

2. No publicar los honorarios en los anuncios

Otra de las malas prácticas que más se está extendiendo últimamente por parte de algunas agencias es no reflejar en los anuncios los honorarios. En este sentido, Alfa Inmobiliaria recuerda que “la normativa de consumo obliga a proporcionar al consumidor una información suficiente, veraz y objetiva, lo que combinado con las exigencias de  publicidad que realizan la agencias inmobiliarias,  y concretamente lo previsto en el RD 515/1989, de 21 de abril, sobre protección de los consumidores en cuanto a la información a suministrar en la compraventa y arrendamiento de viviendas obliga a publicar las viviendas a la venta con estos gastos incluidos. En el caso de que no estén incluidos, deberían expresarlo claramente”.

Por tanto, es necesario aclarar cuál es el importe total de estos honorarios o, en su caso, el porcentaje sobre el precio total de la operación que cobra la agencia. También se debe especificar en la publicidad si van a no incluidos los impuestos como IVA o ITP, así como otros gastos vinculados a la operación, por ejemplo, los gastos del notario o el Registro de la Propiedad. Solo así el consumidor podrá saber el precio total y real de la adquisición antes de que decida comprar el inmueble, y que dependerán en buena medida de la región en la que vaya a realizar la transacción.

3. No incluir en los honorarios el coste de publicitar la vivienda

Por último, el estudio sostiene que se está dando el caso de agencias que han solicitado por adelantando un determinado importe para realizar las primeras inversiones en la comercialización de una vivienda y no debería ser así, ya que dicho coste es parte del compromiso y trabajo que asume una agencia, por lo que debe estar incluido en los honorarios.

“Esto no es una práctica habitual en nuestro país, donde existe una gran variedad de grandes cadenas inmobiliarias. Nuestra opinión personal es que recurran a alguna de ellas, quiénes con toda seguridad contará con el soporte empresarial y profesional necesario para no caer en este tipo de acciones”, afirman desde Alfa Inmobiliaria.

Por tanto, añade el estudio, “debe quedar claro que los honorarios por contar con los servicios de una agencia inmobiliaria corresponden al vendedor que es quien, en definitiva, contrata al agente inmobiliario para que le ayude a llevar a buen término la operación, aunque en la zona de Levante es habitual que las agencias repartan estos honorarios entre comprador y vendedor. Desde nuestro punto de vista ambas opciones son muy respetables, pero siempre y cuando se respeten los derechos de los consumidores. En caso contrario, para eso están las hojas de reclamaciones y oficinas de consumo”.

img

Grupo RC

Artículos Relacionados

  • Blog

Si, esta casa “a caer a los pedazos” fue vendida por casi un millón de euros …

No es ninguna sorpresa para nadie que los precios practicados en Silicon Valley , San...

sigue leyendo
por Grupo RC
  • Blog

¿Cómo fotografiar el exterior de una propiedad?

La mayoría  de las veces, la primera fotografía que el cliente va a ver cuando busca un...

sigue leyendo
por Grupo RC
  • Blog

Vivir como el rey Arturo en Camelot cuesta “sólo” 2,1 millones de euros

Hay gustos para todo y la verdad es que la imaginación / creatividad del ser humano parece no...

sigue leyendo
por Grupo RC

Únete a la discusión